Situación actual de la banca española

 

España es un territorio en donde han creído de muchas maneras en el desarrollo de los bancos corporativos, la gestoría de mutuas, etc. Una población que ha sobrevivido a muchos embates económicos, es tal vez una de las definiciones más propicias que le pueden caber al pueblo español. Por otro lado, el desarrollo bancario en España durante un tiempo alcanzó cotas de nivel bastante impresionantes, mostrando unos crecimientos económicos que difícilmente se veían en otras partes del mundo. Pero ahora, la situación actual de la banca española está dentro de un proceso de tambaleo por el que nunca había pasado.

Para tratar de comprender un poco más porqué la situación actual de la banca española tan crítica y delicada en este momento, tenemos que dirigirnos a los tiempos del estallido de la burbuja inmobiliaria. En estos días, la sobreactuación de procesos de monedas, de inversiones en propiedades, unido a una desaceleración en el proceso del superávit, hizo que la banca de España tuviera que afrontar un giro demasiado brusco dentro de sus intenciones de mantenimiento. Tal vez la falta de planeación hizo que la situación actual de la banca española se haya consolidado de una manera tan negativa para muestra.

Eran épocas en donde se podía gastar grandes cantidades de dinero en inversiones inmobiliarias. No había tiempo o no había lugar para pensar en un cambio de dirección que pudiera compararse a la actual situación de la banca española. Muchos clientes pensaron, tal vez con motivos, que la época de las vacas gordas no iba a terminar. Pues bien; cuando se descubrió que la recuperación de créditos en el sector de la construcción no era rentable, se empezaron a resquebrajar ciertos cimientos que dieron como resultado la situación actual de la banca española. La multi función de oportunidades de ahorrar se convirtió en una prioridad.

Pero también el gobierno tuvo parte importante dentro de esta situación actual de la banca española. Simplemente para ellos fue imposible seguir un plan estructurado, con la ayuda de auditorías, para tratar de controlar las emisiones de bonos y la aprobación de capitales de riesgo o capitales estrella para inversión. No hubo un manejo claro del dinero bancario en estas acciones, y por lo tanto la situación actual de la banca española es demasiado delicada. Hay que ver de qué maneras se pueden seguir creando soluciones por lo menos a mediano plazo, para revertir situaciones.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Leer entrada anterior
Lista de bancos en alerta se amplía con ICBC

En un artículo anterior de bancosfinanzas.com habíamos constatado una lista de bancos en alerta, misma que hace muy poco se...

Cerrar