Investigación a bancos japoneses por presuntos vínculos mafiosos

La máxima autoridad reguladora de bancos del país asiático, la Agencia de Servicios Financieros, investiga a tres grandes bancos de Japón por presuntas vinculaciones con la mafia.

¿Con cuál? Con la Yakuza, una de las organizaciones criminales más grandes del mundo, que tiene un arraigo enorme desde hace mucho tiempo en suelo nipón.

Al parecer uno de los tres grandes bancos de Japón se mantiene en contacto con esta organización criminal, y por eso es que la nombrada autoridad ha decidido tomar cartas en el asunto abriendo un expediente.

Tokyo Mitsubishi UFJ, Sumitomo-Mitsui y Mizuho, son las tres organizaciones bancarias con más poder en el Japón.

La Autoridad de Servicios Financieros quiere saber si estas entidades están tomando las medidas necesarias para regular las acciones en contra de la penetración de grupos de criminales a estas empresas prestadoras de servicios financieros.

Hace poco, se hizo pública la noticia de que el último de los bancos mencionados, Mizuho, realizó préstamos a integrantes de la mafia de Yakuza. Pero las cosas no se quedaron en el mero escándalo, como infortunadamente suele pasar en tantas naciones subdesarrolladas en donde la impunidad reina a cabalidad.

De inmediato 50 agentes de este banco fueron debidamente sancionados y su presidente, Yasuhiro Sato, destituido fulminantemente de su cargo.

Además, la Autoridad está tomando cartas en el asunto como hemos venido diciendo, lo cual certifica la efectividad y acción del gobierno cuando se trata de estas investigaciones que, ante todo, afectan la dignidad dentro del concepto de prestación de servicios.

En efecto, la Agencia venía haciéndole una investigación a Mizuho de diciembre de 2012 a marzo de 2013, y comprobó que este banco había realizado alrededor de 230 operaciones fraudulentas.

¿Las realizaciones condenables? Préstamos por alrededor de un millón y medio de euros a personas vinculadas con Yakuza, principalmente para la compra de automóviles, entre otro tipo de acciones penalizadas por la ley  impuesta de parte de la Autoridad de Servicios Financieros.

Es en verdad admirable la forma de trabajar de esta entidad reguladora, y comprobar que el público bancario en muchas naciones, aquel que deposita su dinero en unas organizaciones bancarias, al parecer no puede tener el respaldo de una entidad como la de la Agencia de Servicios Financieros de Japón para poder confiar en la transparencia de un banco.

Aunque es cierto que esta noticia puede tener un aire a amarillismo, las autoridades niponas realmente cumplen con su deber.

investigacion-a-bancos-japoneses-por-presuntos-vinculos-mafiosos

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Leer entrada anterior
Lista de bancos en alerta se amplía con ICBC

En un artículo anterior de bancosfinanzas.com habíamos constatado una lista de bancos en alerta, misma que hace muy poco se...

Cerrar